criterios de elección salvaescaleras

Criterios de elección del tipo de salvaescaleras

Criterios a la hora de elegir un producto salvaescaleras

Elegir un salvaescaleras puede ser una tarea complicada cuando no se está enterado de como funciona el sector, pero una vez se adquieren los conocimientos básicos del mismo uno se da cuenta de que es realmente sencillo lo que se demanda y requiere en tu vivienda o negocio. En muchas ocasiones la instalación del salvaescaleras es absolutamente necesario debido a normativa o por que uno de los habitantes tiene una movilidad reducida. En Redel Salvaescaleras te vamos a ayudar en todos los pasos a seguir para la adquisición del producto.

El primer criterio a tener en cuenta es el grado de movilidad de la persona que va a utilizar el sistema. Si esta persona no puede trasladarse por sus medios a una silla salvaescaleras, requerirá una plataforma vertical o salvaescaleras. A pesar de esto, la silla salvaescaleras suele ser el sistema más usado por precio y función.

Criterio de elección de salvaescaleras

El espacio de la casa y escalera que se tenga es importante a la hora de elegir el producto, ya que, son muchas las veces que vamos a una vivienda o local comercial y no cabe una plataforma vertical. Por suerte, a día de hoy, contamos con productos muy versátiles que se pueden adaptar perfectamente a casi todas las necesidades.

En cuanto a presupuesto, en Redel Salvaescaleras contamos con los precios más asequibles del mercado, puesto que tenemos un amplio stock de productos que nos hacen bajar el precio de cada instalación. Es por esto que no dudes en contactar con nosotros y le atenderemos inmediatamente ofreciéndote un presupuesto lo más preciso posible en un breve período de tiempo.

CONTACTA AHORA

 

Salvaescaleras en edificios antiguos

Instalación de salvaescaleras en edificios antiguos

Cuando realizamos instalaciones, se ha dado el caso de encontrarnos con edificios en los que no existe espacio suficiente para la instalación de una plataforma salvaescaleras y/o un elevador vertical. 

Esto se debe a que hace unos años la construcción de edificios no contaba con una estandarización de dimensiones en ámbitos de escalera. A día de hoy, por normativa, las escaleras de edificios residenciales tienen marcados según el Código Técnico de la Edificación unas dimensiones para la comunicación vertical más que razonables. En casas particulares rige el mismo criterio pero no existe el mismo control de regulación y vigía por parte de la inspección.

Barreras arquitectónicas en estos edificios

Las dimensiones reducidas en escaleras determinan unas barreras arquitectónicas impidiendo que los vecinos con movilidad reducida (personas con discapacidad física, personas mayores, mujeres embarazadas o con lesiones) puedan maniobrar bien en su propia vivienda.

Para estos casos, la mejor opción siempre son las sillas salvaescaleras ya que su reducido tamaño útil permite adaptarse a a todo tipo de espacios superando pendientes elevadas.

Las sillas salvaescaleras pueden adaptarse a a curvas de todo tipo y a escaleras rectas de gran pronunciación. Su instalación puede realizarse en ambos lados de la escalera y con aparcamientos con curva para esconderla.

Su funcionamiento es mediante baterías y a penas necesita mantenimiento debido a su autonomía tan elevada. Las baterías se cargan automáticamente mediante puntos de carga en las guías.

Las sillas salvaescaleras son sin duda alguna la mejor opción en edificios antiguos, y también de obra nueva.

Puedes informarte en nuestra web de los productos disponibles, contactando con nuestro formulario de contacto.

salvaescaleras para escaleras estrechas

Salvaescaleras y normativa para comunidades de vecinos

Barreras arquitectónicas, el problema mas común de las comunidades

A día de hoy, las barreras arquitectónicas forman el mayor problema para las personas con movilidad reducida debido a que no pueden maniobrar de forma correcta por sus medios propios, teniendo una solución fácil: los salvaescaleras. A pesar de que se han estado reformando todo tipo de leyes, a día de hoy es bastante común que nos encontremos con rampas con pendiente exagerada, falta de rampas en servicios públicos o incluso carencia de ascensores o salvaescaleras que permitan el uso de las mismas por la persona con movilidad reducida. Esto supone un grave atentado contra su dignidad, calidad de vida y posibilidades, dejando en evidencia la falta de inclusión e integración de los mismos.

Comunidades de vecinos y instalación de salvaescaeras

Es necesario que las comunidades de vecinos sean conscientes de los problemas que tienen sus propios integrantes de los edificios, ya que, en muchos casos nos encontramos cuando vemos que un vecino tiene movilidad reducida y la gente hace caso omiso por mejorar su movilidad dentro de su bien, un bien que comparte en ciertos aspectos con el resto de vecinos.

Las comunidades de vecinos deberían adaptar el propio mobiliario edificado para conseguir que las personas con movilidad reducida puedan maniobrar de la forma más eficaz. En caso de que un discapacitado solicite la instalación de un salvaescaleras, la ley obliga a los vecinos a su instalación. Para ello tendrá que acometer las obras, siempre que su coste repercutido entre cada vecino no supere las 12 mensualidades de la correspondiente cuota de comunidad.

Trámites y productos

Todo trámite se iniciará al enviar una solicitud al Presidente de la comunidad mencionando que en la junta próxima se toque el punto de la instalación de un producto que salve la reducción de movilidad al usuario demandante. En caso de no conseguirse la mayoría, será el juez competente quien se pronunciará en un plazo de 20 días.

Los productos más usados por los usuarios y clientes de esta empresa optan por las PLATAFORMAS SALVAESCALERAS, SILLAS SALVAESCALERAS y PLATAFORMAS VERTICALES

Plataforma salvaescaleras vertical Asama


Redel Salvaescaleras – Sillas y Plataformas salvaescaleras en Galicia al mejor precio